La acreditación de Ciudad de Humedal

La urbanización es una de las principales megatendencias definitorias de nuestros tiempos, y está transformando dónde y cómo vivirán las personas en el futuro. Actualmente, unos cuatro mil millones de personas – aproximadamente la mitad de la población mundial – viven en zonas urbanas y se prevé que esta cifra aumente de aquí a 2050 con el número creciente de personas que se trasladan a vivir en las ciudades.

Las tendencias actuales de los asentamientos humanos representan una grave amenaza potencial para la conservación y el uso racional de los humedales. El crecimiento de las ciudades y la mayor demanda de suelo tienden a dar lugar a la invasión de los humedales. En muchos casos, estos se consideran terrenos baldíos que deben ser convertidos para otros fines, por ejemplo vertederos.

Aún así, cuando se conservan y utilizan de forma sostenible, los humedales urbanos pueden aportar muchos beneficios económicos, sociales y culturales a las ciudades. Durante las tormentas, los humedales absorben el exceso de lluvia, reduciendo las inundaciones en las ciudades y evitando catástrofes, con los costos que estas conllevan. La abundante vegetación presente en los humedales urbanos actúa como filtro de residuos domésticos e industriales y contribuye a una mejor calidad del agua.

Los humedales urbanos no son terrenos baldíos sino valiosos y por consiguiente se deberían integrar en los planes de desarrollo y gestión de las ciudades.

 

Antecedentes y contexto

Las 172 Partes Contratantes en la Convención han acordado la conservación y el uso racional de los humedales de sus territorios. Reconociendo la importancia de las ciudades y los humedales urbanos, la Convención ha implantado un sistema de acreditación de Ciudad de Humedal (Resoluciónes- XII.10, XIV.10). Este sistema voluntario da a las ciudades que valoran sus humedales naturales o artificiales la oportunidad de obtener el reconocimiento internacional y de que sus esfuerzos gocen de una publicidad positiva.

El sistema de acreditación de Ciudad de Humedal animará a las ciudades situadas muy cerca de humedales y dependientes de ellos, especialmente de Humedales de Importancia Internacional, a resaltar y reforzar una relación positiva con esos valiosos ecosistemas, por ejemplo, mediante una mayor concienciación del público acerca de los humedales y su participación en la planificación y la adopción de decisiones en los municipios. Se espera además que la acreditación promueva la conservación y el uso racional de los humedales urbanos y periurbanos y que las poblaciones locales obtengan beneficios socioeconómicos sostenibles.

Durante la COP13, la Convención de Ramsar presenta la acreditación de Ciudad de Humedal, que reconoce a 18 ciudades que han tomado medidas excepcionales para conservar sus humedales urbanos. Estas ciudades pioneras servirán como ejemplo e inspirarán a otras ciudades a dar pasos decididos hacia una urbanización sostenible.

 

2022

Durante la COP14 la Convención, reconoció 25 ciudades por sus esfuerzos por salvaguardar los humedales urbanos para las personas y la naturaleza.

Las ciudades acreditadas:

Canadá: Sackville

China: Hefei; Jining; Liangping; Nanchang; Panjin; Wuhan; Yangcheng

España: Valencia

Francia: Belval-en-Argonne; Seltz

Indonesia: Subaraya; Tanjung Jabung Timur

República Islámica de Irán: Bandar Khamir; Varzaneh

Iraq: Al Chibayish

Japón: Izumi; Niigata

Marruecos: Ifrane

República de Corea: Gochang; Seocheon; Seogwipo

Rwanda: Kigali

Sudáfrica: Ciudad del Cabo

Tailandia: Distrito de Sri Songkhram

 

2018

Durante la COP13 la Convención, reconoció 18 ciudades por su protección y uso racional de los humedales urbanos. Estas ciudades pioneras sirven de ejemplo e inspiran acciones deliberadas para otras ciudades hacia la urbanización sostenible.

Las ciudades acreditadas:

China: Changde, Changshu, Dongying, Haerbin, Haikou, Yinchuan

Francia: Amiens, Courteranges, Pont Audemer, Saint Omer

Hungría: Lakes by Tata

República de Corea: Changnyeong, Inje, Jeju, Suncheon

Madagascar: Mitsinjo

Sri Lanka: Colombo

Túnez: Ghar el Melh